sábado, 25 de febrero de 2012

Niños Feroces de Lorenzo Silva.


Título: Niños Feroces.
Autor: Lorenzo Silva.
Número de páginas: 400
Ilustrador: no tiene.
Editorial: Círculo de lectores.

Sinopsis:
Lázaro es un chico que sabe escribir pero no es capaz de escribir más de quince páginas. Se apunta a un curso de escritura con un escritor famoso como profesor. El profesor  se da cuenta de que sabe escribir y le regala una historia para que la cuente.

El relato trata sobre Jorge García Vallejo, un español que combatió en la División Azul y en las SS.

Jorge se apunta a la División Azul mintiendo sobre su edad y conoce a Grau, el que será su mejor amigo. Combate en Krasny Bor, una aldea cerca de Leningrado. Cuando vuelve a España recibe una carta de Grau y quedan en Barcelona. Juntos van en tren hacia París. Desde París van hacia Berlín y se alistan en las SS donde hay un grupo de españoles.

El profesor de Lázaro y él van a París también y paran en un pueblo donde está la tumba de Walter Benjamin, un pensador alemán. Empieza Lázaro a documentarse sobre su relato.

Jorge y Grau luchan en Rumanía y vuelven a Berlín porque los rusos ya casi han llegado allí. Cambian sus Mauser por unos STG 44. Cuando hieren a sus compañeros aprovechan y huyen del frente. Vuelven después a España y Jorge no vuelve a ver a Grau. Después de muchos años recibe una carta suya diciéndole que se estaba muriendo. Quería que le visitara en el hospital pero no llegó.

Opinión personal:

El libro me ha gustado mucho. Lo que más me ha gustado es que se lee rápido porque Lorenzo Silva escribe muy bien y es muy interesante porque cuenta la historia de la guerra desde el lado que nunca la cuentan. Lo que menos me ha gustado es que va mezclando el pasado y el presente y me lío. Pero no es que esté mal, sólo me ha sorprendido. Creo que el profesor está inspirado en el propio autor. Me ha encantado las primeras frases de la primera página, porque al ser difíciles de comprender te hacen pensar.

4 comentarios:

Blanca Miosi dijo...

Me gustan los libros que rompen esquemas. Contar sobre lo que siempre se ha escrito requiere de una historia excepcional, y en este libro los personajes son del bando contrario al que siempre se ha narrado la II Guerra Mundial.

A mí en cambio, sí me gustan los saltos temporales, porque es como leer dos novelas en una.

Muy buena reseña!

Blanca

Alex dijo...

Pues es verdad que parecen dos novelas en una. Por cierto el martes, creo que pondré el de la búsqueda(si me lo acabo porque con los exámenes...)

Enrique Osuna dijo...

La historia nos quiere hacer creer que los vencidos siempre son los malos. Pero esto no es cierto. En las guerras todos somos perdedores e, independientemente del bando y ante todo, personas. Es importante que los libros traten a ambos bandos como personas.
¡Mucha suerte con el blog!

KONCHA MORALES dijo...

Hola Alex. Tu reseña me parece muy acertada y tu afición por la literatura, todavía más. ¡Ah! y muchas felicidades por la familia que tienes, es estupenda. Sigue adelante con el blog, siempre que te lo permitan los exámenes. Un beso.